Los graves daños que el sol puede causar en tu piel

August 7, 2018

 

La exposición prolongada y sin ninguna protección puede causar daños severos en la piel. Esto sucede porque los rayos ultravioletas son cada vez más potentes y las consecuencias se hace más visibles. El sol puede quemar y producir inflamaciones, por lo que nuestra piel debe estar regenerándose y curándose continuamente, lo que la desgasta demasiado.

La hora más perjudicial es entre las 11am y las 16am; así que, si este verano, tu plan incluye estar mucho tiempo bajo los rayos del sol, te recomendamos el uso de protector solar y evitar estar en estas horas bajo el sol.

Algunos de los daños más frecuentes son:

  • Quemaduras solares. Cuando son leves provocan enrojecimiento de la piel (eritema), sensibilidad y durante varios días puede que notes como tu piel se cae. Este tipo de quemaduras afectan a las primeras capas de la piel (son de primer grado) y se curan en pocos días. Sin embargo, cuando la exposición es más intensa puede producirse daño en capas más profundas de la piel, llegando hasta la dermis. Se trata de quemaduras de segundo grado que pueden ir acompañadas de ampollas, edemas, dolor…

  • Envejecimiento de la piel. El envejecimiento de la piel se debe al daño que causan los rayos ultravioletas en las fibras de elastina, haciendo que la piel se vuelva flácida y más frágil. Las personas jóvenes tienen mayor capacidad de regenerar estas fibras y reparar el daño, por esa razón este efecto se acentúa con la edad.

  • Golpe de calor. Producido porque el cuerpo no es capaz de mantener una temperatura baja. Normalmente regulamos la temperatura de nuestro cuerpo mediante a la sudoración: expulsamos agua que al evaporarse nos enfría. El calor extremo, la humedad y el ejercicio bajo el sol pueden hacer que esta medida sea insuficiente

  • Insolación. Se produce al no tratar adecuadamente un golpe de calor. Presenta síntomas mucho más graves como convulsiones, vómitos, coma e incluso la muerte.

  • Deshidratación. Consiste en una falta de agua y sales minerales en nuestro organismo. Los síntomas de la deshidratación dependen del nivel de la misma desde dolor de cabeza (similar al de la resaca), vértigo al ponerse de pie, mareo… hasta aumento de la frecuencia cardíaca y respiratoria, delirios, espasmos e incluso la muerte. Evitar la deshidratación es tan sencillo como beber abundante (aunque sin excederse, también existe la hiperhidratación) sobre todo si nos encontramos sedientos y al hacer ejercicio.

  • Cáncer de piel. Existen distintos tipos de cáncer de piel, pero el asociado a la exposición bajo el sol es el conocido como melanoma. El melanoma se produce por un crecimiento descontrolado de las células de pigmentación de la piel. Aparece como un pequeño nevus, una manchita de color marrón similar a un lunar, cuya morfología no se mantiene constante (esto quiere decir que hay actividad celular).

Please reload

Entradas destacadas

Joven de nuevo con Jouvé

May 26, 2016

1/1
Please reload

Entradas recientes
Please reload

Archivo
Please reload

Buscar por tags